Guía para la atención de focos y de situaciones de emergencias sanitarias de fiebre aftosa



Baixar 98.96 Kb.
Pdf preview
Página32/191
Encontro07.06.2021
Tamanho98.96 Kb.
1   ...   28   29   30   31   32   33   34   35   ...   191
Fiebre Aftosa.
26
26
*
*
*


Capítulo 1. F
iebr
e Af
tosa.
Guía para la Atención de Focos y de Situaciones de Emergencias Sanitarias de
 
Fiebre Aftosa.
27
27
Estudios señalan que ha sido posible aislar el virus desde mucosa nasofaríngea de
individuos que han estado trabajando con animales infectados, hasta  24 - 48 horas
posteriores al último contacto. Por consiguiente, el ser humano puede tener un rol activo
como vector mecánico en la transmisión de la FA. Lo anterior avala la importancia de
realizar el vacío sanitario de cualquier persona que haya estado en contacto con animales
infectados, previo a que visite un predio con animales susceptibles.
Los efluentes de las instalaciones infectadas, en particular porquerizas y lecherías, que
drenan hacia carreteras, potreros o arroyos pueden infectar o contaminar a los animales,
vehículos, equipos y personas con los cuales entran en contacto.
Los estanques de leche pueden contaminarse con el virus de la FA durante un brote.
Esto puede ocurrir a través de la recolección de leche infectada de una granja de
productos lácteos durante la fase preclínica de la enfermedad (virus de la enfermedad
puede ser excretado en la leche de vacas infectadas por un máximo de 4 días antes
del inicio de los signos clínicos) o durante la fase clínica de la enfermedad, porque el
productor no ha reconocido los signos clínicos en sus animales. La leche de vacas
infectadas y el transporte de leche y productos derivados constituyen un alto riesgo
de difusión viral. La presencia de un brote en granjas lecheras, favorece la contaminación
de camiones recolectores, equipos, utensilios, y otros elementos que pueden movilizar
el virus, a través de los flujos de comercialización. Sin embargo, la participación de la
leche en la diseminación de la enfermedad, es un riesgo que puede ser controlado
mediante la aplicación de medidas precautorias por la autoridad sanitaria, por la
cooperación de la industria láctea y los productores de leche.
La difusión a través del aire o aerotransportación, se refiere a la infección de los animales
a unos km de los focos conocidos y sin antecedentes de contacto con animales infectados,
a través del movimiento del virus por el viento. Esta difusión solo es factible que suceda
si las particulas virales en aerosoles se mantiene en el aire el tiempo suficiente para llegar
a las especies susceptibles en cantidades necesarias para causar la infección.
Esta difusión del virus puede alcanzar muchos km si las condiciones atmosféricas son
las adecuadas. Una vez liberados a la atmósfera, los aerosoles infectados pueden
mantenerse cercanos al suelo. Sin embargo, bajo ciertas condiciones atmosféricas, las
masas de aire infectado pueden elevarse verticalmente, viajar a grandes distancias y
luego descender al nivel del suelo con poca dilución del virus.
La cantidad de virus emitido al aire en los aerosoles depende de la especie infectada,
la etapa de la enfermedad, el número de animales infectados y la cepa del virus.
Se ha descrito la existencia de factores que influyen en la dispersión de aerosoles infectados
y la propagación del viento, entre ellos se encuentra la velocidad del viento, la dirección
del viento y la humedad relativa, siendo la supervivencia óptima del virus de la FA cuando
esta última es superior a 60%. Con respecto a la temperatura, la propagación puede ser


Capítulo 1. F
iebr
e Af
tosa.
Guía para la Atención de Focos y de Situaciones de Emergencias Sanitarias de
 


Compartilhe com seus amigos:
1   ...   28   29   30   31   32   33   34   35   ...   191


©historiapt.info 2019
enviar mensagem

    Página principal